Un bloque es un trozo de código de Python que se ejecuta bajo determinadas circustancias y se comporta como una unidad completa.
La primera línea de un bloque siempre termina con dos puntos ( : ), indicando que ha continuación vienen las instrucciones que lo acompañan. Dichas instrucciones siempre aparecen sangradas. Cuando la indentación termina, Python considera que el bloque ha finalizado.
Por ejemplo, en el fragmento siguiente
...
perros = perros + 1
if perros > 3:
    print "¡Demasiados perros!"
    volverCampo()
casa = casa -1
print casa
...
tenemos un bloque if cuyas intrucciones son
print "¡Demasiados perros!"
volverCampo()